jueves, 23 de abril de 2015

Sumando kilómetros


Hola a todos de nuevo. Hoy me pongo a escribir para, simplemente, hablar sobre cómo van los rodajes de esta semana, y alguna otra historia que se me vaya ocurriendo.
Como ya comenté en la última entrada del blog, viendo que solo quedan dos meses de temporada y que los objetivos que tenía previstos a lo largo de estos meses, por unas cosas u otras, no han salido como deberían, me voy a centrar en sumar kilómetros a diferentes ritmos, con el único objetivo de rodar hasta que se acabe la temporada. Total, no creo que en dos meses me ponga a correr otra vez a 3'20 y esté en condiciones de hacer una buena marca en 10.000, así que me dedicaré solo a rodar.
Esta semana, aunque no haga seris, sí la que he programado para hacer algo más de volumen para luego, reducir un poco de cara a la que viene, pues el domingo es ya El Salvador. Así, comencé el lunes me até las zapatillas para ir a rodar por el circuito del calentamiento para luego ir a la zona de Olivares y el Alto de San Isidro, completando un total de casi 12.300 kilómetros en 55'00, a 4.29 min/km. El martes volví a sumar unos cuantos kilómetros por la isla, Olivares, San Frontis y el Puente de los Poetas, acabando con algo más de 13,60 kilómetros en 55'00, a 4.02 min/km. El miércoles cambié un poco la zona de entrenamiento, pasando por parte de una ruta que hacía bastante con Steven, y luego bordeando por el Puente de los Poetas y la carretera de Almaraz, completando un total de casi 12,80 kilómetros en 55'28", a 4.21 min/km, disfrutando del rodaje y del paso de los kilómetros. Uno de esos días en los que uno tiene buenas sensaciones. Para seguir, hoy aproveché que era fiesta para salir a rodar por la mañana. Tras estar un rato con la grupeta de la bici de carretera (pero solo de espectador, la práctica ciclista aun tendrá que esperar un poco) antes de ponernos cada uno a lo nuestro, me fui a dar la vuelta a Cabañales, pero modificando los dos últimos kilómetros para meter algo de tierra. Así, he completado 13 kilómetros justos en 57'58", a 4.28 min/km.
Completados estos kilómetros, para mañana está puesto el día de descanso, Luego toca seguir sumando kilómetros el fin de semana a ritmo cómodo, como han sido estos días. El sábado están programados 14 kilómetros rodando a 4.30 min/km, y el domingo algo similar, para completar así la semana.
De cara a la que viene, aunque aun no está del todo programada, ya tengo más o menos hecha una idea. Como hay competición el domingo, la Carrera Popular El Salvador en La Bañeza, Así, la idea será rodar entre 10 y 11 kilómetros cómodos, salvo el jueves que haré un poquito más de volumen, y el sábado, que solamente rodaré 6-7 kilómetros y haré unas progresiones de cara a estar descansado en La Bañeza.
De cara a la próxima temporada creo que puedo ir comunicando que habrá unos cuantos cambios en los temas deportivos. Poco puedo contar porque aun no hay nada decidido. Seguiré corriendo con el Club Atletismo Zamora, mi equipo de toda la vida, pero habrá algún cambio con los entrenamientos, o eso espero. En un principio volveré a tener un entrenador que me vigile los entrenamientos y que me ayude a organizar bien la temporada y los objetivos (una vez más, mejorar la marca en 10.000 y preparar el campo a través). Os iré informando sobre cómo va el asunto.
Sobre las competiciones, el día tres de mayo está El Salvador, para luego ir a Villalpando en la carrera de Chema Martínez y a Peñausende, las tres en mayo. También está la del Cerco de Zamora, pero ésa la tengo más en duda, es un 5000, una distancia explosiva y yo ahora no estoy preparado para ir rápido. ¿Objetivos? Disfrutar del atletismo.
Nos vemos... haciendo deporte, claro.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Pero bueno, un tipo que entrena a ritmos de 4-4:30, desmotivado ante la competición? Si fuera yo estaría dando palmas con las orejas y el domingo más cercano estaba en la línea de salida del 10k más cercano! :)

Alejandro, el webmaster dijo...

Muy buenas compañero. Debo reconocer que no está siendo, ni de lejos, mi mejor temporada. No estoy como debería estar yme cuesta darme caña en los entrenamientos. Mi cuerpo tampoco es el de antes, y no hace más que quejarse. Solo pido que sea una mala racha, todo quede olvidado y la próxima temporada pueda sentirme de nuevo ATLETA, porque ahora mismo creo que no puedo aplicarme ese adjetivo. Supongo que con algún cambio que meteré será más que suficiente para, a partir de agosto, retomar los entrenamientos normales. Hemos ido a elegir unos deportes duros, donde, si los resultados no acompañan, es complicado estar centrado.
Muchas gracias por preocuparte, compañero.